Por qué se enquistan los pelos y cómo tratarlos

pelos enquistados
Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp

¿Quién no ha padecido pelos enquistados tras una sesión de depilación? Es algo muy común que, tras usar una cuchilla, cera o pinzas depilatorias, se produzcan inflamaciones que en algunos casos pueden llegar a infectarse. Estas lesiones pueden fastidiar el acabado tras habernos rasurado. Sin embargo, existe un tratamiento para los pelos enquistados y formas de prevenirlos. ¿Quieres saber cómo librarte de estas molestas lesiones? Entonces estás en el lugar adecuado; sigue leyendo para conocer todos los detalles.

¿Qué son los pelos enquistados o encarnados?

Su nombre oficial es foliculitis, y es un problema muy común que aparece a los cuatro o cinco días después de hacernos una depilación convencional. Surgen cuando, tras arrancar o cortar el vello, el pelo no puede crecer de forma adecuada hacia el exterior de la piel a través del conducto piloso y, en consecuencia, crece por debajo de la dermis. ¿El resultado? Las inflamaciones que vemos, semejantes a granitos. Estas lesiones se producen porque nuestro cuerpo detecta ese vello como algo extraño que no debería encontrarse ahí, por lo que el sistema inmune se pone en marcha para eliminarlo.

¿Cómo puedes reconocer un pelo enquistado? Pues hay diferentes formas en las que se puede manifestar. Depende, sobre todo, del tipo de piel y del vello. En algunos casos puede ser muy leve y solo se aprecia una pequeña irregularidad en la piel. En otras ocasiones, la zona puede estar inflamada, roja y molesta al tacto, lo que nos señala la presencia de un pelo encarnado. Otras veces es posible que el vello esté a más profundidad y no se pueda ver a simple vista. Sin embargo, sí que notaremos algo más de volumen en la dermis, un poco de dolor y el enrojecimiento del área.

Por qué aparecen los pelos enquistados

La foliculitis se da por diversos factores. Uno de los principales es el tipo de pelo. Habitualmente, el cabello rizado tiene tendencia natural a curvarse, por lo que es más difícil que crezca recto y que salga por el conducto piloso. También hay zonas del cuerpo en las que el tipo de vello es más grueso, como las axilas y las ingles. En esos casos también será más fácil que el pelo se encarne.

Otro factor son los poros taponados. Puede suceder que el conducto piloso se encuentre obstruido por células muertas o por la propia grasa que genera la piel, haciendo imposible que el vello pueda salir correctamente. Una buena solución para evitarlo es exfoliar la piel al menos una vez a la semana, así lograrás mantener los poros limpios para que el pelo encuentre su camino hacia el exterior.

Y, para terminar, el método de depilación que elijamos también influye. Las técnicas que arrancan el pelo, como la cera, pueden llegar a extraer el pelo mal, dejando una parte de este en el conducto que continúa creciendo y que no puede salir, por lo que se queda debajo de la piel produciendo la inflamación.

Depilación láser: el tratamiento para pelos enquistados

Hemos visto algunas formas de evitar los pelos enquistados como la exfoliación. Pero, ¿qué hacemos cuando ya los tenemos? ¿Cómo los extraemos? Lo primero que debes hacer es evitar la tentación de apretarlos. Esto solo podría crear una infección y empeorar el problema. El modo de deshacernos de ellos es, de nuevo, la exfoliación. Otra opción es usar unas pinzas esterilizadas si somos capaces de ver el vello bajo la piel.

Por supuesto, existen otras posibilidades permanentes para olvidarte de esta preocupación. Todo comienza y acaba con la elección del método de depilación. Y en este caso, la mejor alternativa es la depilación láser. ¿Cómo consigue que no se produzca foliculitis? Impidiendo que el pelo vuelva a salir. El láser logra penetrar a través de la piel hasta producir un daño controlado en el folículo sin perjudicar la dermis.

La depilación láser es un método seguro y eficaz para eliminar el vello y los pelos enquistados. Se practica bajo supervisión de un médico que realiza una valoración inicial antes de comenzar el tratamiento para determinar el tipo de cabello y piel del paciente. Esto garantiza la elección correcta del tipo de tecnología láser y determina el número total de sesiones necesarias. En Clínica Menorca tienes profesionales especializados a tu disposición que estarán encantados de resolver todas tus dudas sobre la foliculitis y la depilación láser.

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp

Posts relacionados

Deja un comentario

Posts recientes

¿Quieres más información?

(Esta cita carece de validez hasta que contactemos contigo y la confirmemos)

Tratamiento/s de interés

Acepto recibir notificaciones y ofertas

Tratamiento/s de interés

Acepto recibir notificaciones y ofertas