¿Cómo puedo proteger mi piel en invierno?

Cómo cuidar la piel en invierno
Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp

Cuidar la piel en invierno es muy importante para lucir un cutis perfecto. Durante los meses más fríos del año, nuestra piel soporta los efectos dañinos de numerosos agentes externos que la llevan hasta el límite.

Con el frío, la humedad, el viento y los cambios de temperatura, nuestro cutis sufre y pueden aparecer sequedad, rojeces, deshidratación, envejecimiento, etc. Por suerte, todo esto se puede evitar si llevamos a cabo los cuidados adecuados.

De hecho, proteger tu piel en invierno es mucho más sencillo de lo que te imaginas. Solo tienes que seguir las recomendaciones que te dejamos a continuación ¡y lucirás una piel saludable y perfecta durante todo el año!

 

  1. Hidratación, hidratación e hidratación.

Si quieres evitar que durante los meses más fríos tu piel se vea apagada, seca y sin vitalidad, solo tienes que darle un extra de hidratación a tu cutis todos los días.  

El viento y las bajas temperaturas resecan muchísimo la piel. Es por esto que en invierno es fundamental mantener bien hidratado todo el cuerpo, especialmente aquellas zonas que más se exponen al frío, como las manos o la cara.

  1. Protégete de las radiaciones solares.

¡Mucho cuidado con el sol! Cada vez estamos más acostumbrados a proteger nuestra piel del sol en verano. Sin embargo, en invierno no solemos prestar especial atención a los rayos solares y aunque los días sean más cortos, el cielo esté nublado o llueva, los rayos ultravioletas también inciden en nuestra piel.

La solución más sencilla para evitar que el sol dañe nuestro cutis es aplicarse protector solar todos los días antes de salir de casa. Y ten especial cuidado si vas a pasar unos días en la nieve. La nieve actúa como un espejo, refleja los rayos ultravioletas y hace que la exposición al sol sea más directa, aumentando el riesgo para la piel.

  1. Evita los cambios bruscos de temperatura.

Durante los meses de invierno, nuestra piel está sometida a cambios extremos de temperatura. Cuando vamos por la calle, el frío incide directamente sobre nuestro rostro, y minutos después, entramos en casa, en el trabajo o en cualquier establecimiento donde la calefacción está al máximo rendimiento. Estos cambios bruscos de temperatura, el pasar de mucho frío a mucho calor en minutos, pueden ser muy perjudiciales para la piel y causar rojeces y sequedad.

  1. Mantén tu piel limpia.

Si quieres tener una piel saludable, la limpieza del rostro es esencial durante cualquier época del año, también en invierno. Te recomendamos que limpies tu cara al menos dos veces al día, todas las mañanas al levantarte y por la noche antes de acostarte. Así eliminarás las células muertas, la grasa, la suciedad o la contaminación que se haya acumulado en tu cutis. ¡Convierte esto en un cuidado diario y tu piel estará mucho más saludable y radiante!

 

  1. Un peeling al año no hace daño.

El peeling es un tratamiento mínimamente invasivo que produce un pelado de la capa externa de la piel para conseguir una regeneración celular. Con esta técnica la piel se renueva de los daños causados por los agentes externos y recupera la luminosidad perdida. Es recomendable realizarse un peeling facial una vez al año… ¡y el invierno es una época perfecta para hacerlo!

  1. Cuida tu piel desde dentro.

Mantener una buena alimentación e hidratación es clave para proteger tu piel desde el interior. Incluye en tu dieta frutas y verduras, especialmente aquellas que contengan vitamina A, como el brócoli, las espinacas o las zanahorias, y vitamina C, como el kiwi o la naranja. A su vez, disminuye al máximo el consumo de alimentos ultra procesados, con alto contenido en grasa y azúcares, las frituras, etc. Verás una clara mejora de tu piel en pocos días.

Por otro lado, intenta beber al menos dos litros de agua al día, así como zumos naturales o infusiones. Ayudarás a que tu piel se mantenga hidratada.

¡Ya conoces los mejores consejos para mantener tu piel protegida en invierno!. Ahora solo tienes que empezar a ponerlos en práctica y tu piel estará más saludable que nunca.

¿Tienes algún otro consejo para cuidar tu piel en invierno? ¡Cuéntanoslo en un comentario!

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp

Posts relacionados

Deja un comentario

Posts recientes

¿Quieres más información?

Tratamiento/s de interés

Acepto recibir notificaciones y ofertas

Tratamiento/s de interés

Acepto recibir notificaciones y ofertas