Cómo combatir la flacidez facial sin cirugía: ¿es posible?

flacidez facial
Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp

Con el paso del tiempo, el rostro va sufriendo cambios en su estructura: los volúmenes disminuyen y se desplazan, el óvalo facial se desdibuja y pierde definición y los contornos se relajan, especialmente en la parte inferior de la cara. Los pómulos pasan a estar menos definidos, las mejillas hundidas y, en conjunto, las curvas y los volúmenes de la juventud desaparecen… y la flacidez facial se instala.

Todo esto se percibe como un aspecto cansado, entristecido y envejecido, al pasar del conocido rostro en V, un aspecto juvenil, en el que los volúmenes están compensados y el óvalo facial definido, a un rostro en forma de A, donde la flacidez y la pérdida de volumen hacen que los rasgos adopten esa apariencia de cara caída.

¿Por qué aparece la flacidez en el rostro? Causas de la “cara caída”

El principal responsable es el envejecimiento cronológico, que conlleva la pérdida de tensión y volumen como consecuencia de la disminución del colágeno y otras proteínas de la piel.

La carga genética también tiene un papel importante en la aparición de la flacidez en el rostro, así como otros factores externos como pueden ser el estilo de vida, la falta de sueño, una alimentación inadecuada, un exceso de exposición al sol o, como se ha demostrado recientemente, la contaminación ambiental, que también influye mucho en la forma en que envejecemos. Por suerte contamos con tratamientos estéticos faciales para ponerle remedio.

Tratamiento para flacidez facial: lifting y otras tres técnicas no quirúrgicas de rejuvenecimiento facial

El lifting es, posiblemente, la técnica más conocida para eliminar la flacidez en la cara. Sin embargo, no es la única y, excepto en los casos más extremos, hay opciones con resultados fantásticos sin tener que pasar por el quirófano.

A continuación, te presentamos tres de los principales tipos de tratamiento para flacidez facial, dentro de la gran variedad de técnicas disponibles en Clínica Menorca.

Flacidez en la cara: tratamiento con rellenos faciales para reafirmar el rostro

Con el tiempo el rostro va perdiendo sus volúmenes, a medida que las células van ralentizando sus funciones y dejan de producir correctamente compuestos como el ácido hialurónico, el colágeno o la elastina, que tensan la piel y le aportan volumen y turgencia.

Los rellenos faciales son uno de los tratamientos más demandados en Medicina Estética para reafirmar el rostro, reposicionar los rasgos, reponer los volúmenes que se han perdido, y rejuvenecer, a nivel global, el rostro. Entre ellos, podemos destacar cuatro: el ácido hialurónico, la hidroxiapatita cálcica, el gel de agarosa y el ácido poliláctico, que ofrecen resultados espectaculares, son totalmente seguros y además reactivan los mecanismos de la piel responsables de la creación de nuevo colágeno.

Es un tratamiento con efectos inmediatos y una duración que puede variar entre 8 y 24 meses, en función del producto, la zona tratada y la cantidad. Tras el tratamiento puede producirse una leve inflamación, así como algún hematoma, que remitirán en un par de días. Para minimizar las molestias se puede aplicar anestesia local, y el paciente se puede reincorporar a su ritmo de vida normal inmediatamente.

Cómo combatir la flacidez facial con hilos tensores

Los hilos tensores son uno de los tratamientos estrella de rejuvenecimiento facial, con resultados espectaculares, naturales y duraderos. Y es que, además de reposicionar los volúmenes del rostro, actúan estimulando la producción de colágeno de la piel, por lo que sus efectos son tanto inmediatos como a largo plazo.

Los hilos tensores, que pueden ser de varios tipos (será el doctor quien determine cuál es el más adecuado para cada paciente), se introducen en el tejido subcutáneo con una aguja muy fina, son totalmente invisibles, no se aprecian al tacto y con el paso del tiempo se reabsorben, por lo que no necesitan ningún tipo de mantenimiento.

El tratamiento dura alrededor de 20 minutos, y el paciente se incorpora inmediatamente a su vida normal. Los resultados se aprecian desde el primer momento, aunque sus efectos finales serán visibles a partir de los dos meses, cuando ya se han estabilizado y han formado nuevo colágeno, y se mantienen, como mínimo, durante un año. Contra la flacidez en la cara, tratamiento con hilos tensores: de lo más efectivo y demandado del momento.

Adiós a la piel flácida: cara nueva con la bioplastia o lifting líquido, uno de los tratamientos faciales más novedosos

También llamada “lifting líquido” es, posiblemente, la técnica más novedosa para corregir la flacidez sin cirugía, capaz de devolver al rostro los volúmenes perdidos, frenar el proceso de envejecimiento y restaurar el equilibrio y la belleza faciales.

Se trata de un procedimiento no quirúrgico mínimamente invasivo, que se realiza en aproximadamente media hora, sin anestesia y con resultados inmediatos. Además, el paciente no requiere un tiempo de recuperación: se reincorpora a su vida habitual al momento.

Si quieres saber más sobre los tratamientos faciales perfectos para corregir la piel flácida, cara caída y demás… ¡no dudes en contactar con nuestra Clínica en Madrid! Nuestros expertos en Medicina Estética Facial analizarán tu caso de forma personalizada en una primera consulta gratuita y te recomendarán la técnica, o una combinación de ellas, que más se adapte a ti. ¡Te esperamos!

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp

Posts relacionados

Deja un comentario

Posts recientes

¿Quieres más información?

Tratamiento/s de interés

Acepto recibir notificaciones y ofertas

Tratamiento/s de interés

Acepto recibir notificaciones y ofertas