•  650 487 218       900 834 487

¿Vale la pena realizarse un injerto capilar en Turquía?

Testimonio real de Injerto capilar en Turquía

¿Vale la pena realizarse un injerto capilar en Turquía?

800 599 Clínica Menorca

Cada vez son más las personas que se plantean realizarse un trasplante capilar para solucionar posibles problemas de caída de cabello, calvicie u otro tipo de alopecia. De igual modo, cada vez son más los españoles que consideran la opción de realizarse un microinjerto capilar en Turquía y no en España, movidos fundamentalmente por los precios más bajos.

El trasplante capilar en Turquía es mucho más económico que en España, pero cuando está por medio la salud y unos resultados definitivos, no todo es dinero. Hay que tener en cuenta más factores por los que merece la pena hacerse el trasplante capilar en España.

En Clínica Menorca sabemos los riesgos que supone realizarse un trasplante capilar en Turquía. Por ello, queremos compartir con vosotros el testimonio de un paciente que se realizó un injerto capilar en Turquía con malos resultados y ha acudido a Clínica Menorca para explicar su caso.

Si estás pensando en realizarte un injerto capilar te animamos a que continúes leyendo.  

 

 

¿Cómo decides irte a Turquía para realizarte un injerto capilar?

Lo que primero te mueve para ir a Turquía son los precios, comentaba el paciente durante la entrevista. La gran diferencia de precios es uno de los principales alicientes que mueven a los españoles a viajar a Estambul para someterse a una operación de tal importancia como es un trasplante capilar. El “boca a boca” es otra de las razones que inclinan la balanza, ya que el contacto con las clínicas en Turquía se realiza por Internet, por lo que ese “boca a boca” es la única garantía que se tiene.

 

¿Cuál es la información solicitada por la clínica antes de la operación?

No existe una valoración previa antes de la operación. Los pacientes envían únicamente una foto de su pelo y esto no es suficiente para valorar el caso adecuadamente y adaptar el tratamiento a cada paciente de forma particular. El Doctor Martín señala que lo primero que tenemos que tener es una historia clínica del paciente.

Además, no todas las personas pueden realizarse un trasplante capilar. Existen pacientes que no son candidatos para realizarse la operación porque no va a quedar bien, y es deber de los doctores informar de esto al paciente, cosa que en Turquía no se produce.

 

¿Qué información te proporcionan antes de la operación?

Una de las grandes carencias de allí es la información previa. […] Cuando te vas a operar no te dicen que pautas tienes que hacer previas a la operación, nos cuenta el paciente. La noche de antes nos fuimos a cenar pero claro, como no te dicen nada, nos tomamos dos o tres cervezas y ahora me he enterado que antes de una operación de ese calibre no puedes tomar alcohol o no puedes fumar.

No tener toda la información supone un grave riesgo para la salud de los pacientes. La falta de contacto entre el paciente y la clínica también dificulta proporcionar la información necesaria sobre todos los aspectos a tener en cuenta antes de la operación.

 

¿Qué ocurre el día de la operación?

En Turquía no hay un trato personalizado. El día de la operación te hacen solo unos análisis de sangre, no hay mucho previo. […] Te ve un médico, te hace la línea del cabello en 5 minutos, nos cuenta el paciente.

 

 

¿Cómo son las instalaciones?

Era un sitio que estaba limpio, ordenado, pero no para una operación de este calibre, de 7, 8, 9 horas. [..] Era un cuartito con una butaca de operación, comenta el paciente. Es fundamental realizarse la intervención en unas instalaciones seguras, en buenas condiciones, equipadas con la última tecnología, y eso en Turquía no siempre ocurre. A su vez, los materiales e instrumentos que se utilizan podrían no haber pasado los certificados de calidad.

El paciente comenta en la entrevista que en la clínica había otras 5 o 6 salitas, todas ellas operando. Calcula que en la clínica se operan unas 10-15 personas al día. Aunque parece sorprendente, esto no nos extraña ya que normalmente en Turquía las instalaciones, consultas y salas de operación se comparten con otros pacientes, sin atención personalizada.

 

¿Cómo es la operación? ¿Es dolorosa?

Durante la operación faltaba un poco de intimidad, operan con las puertas abiertas. Había mucha gente, nos cuenta el paciente. Ni voy a preguntar, ni voy a mirar.

Nos dolió muchísimo la operación. Me dolió cuando te pinchan la anestesia. En Clínica Menorca, como bien afirma el Doctor Martín, eso no pasa, porque la anestesia es por sedación. Al paciente se le hace corto porque 9 horas tumbado en una camilla, si no estás sedado al final te duele la espalda, te mueves, […] y sobre todo a todo el equipo le permite poner los implantes que tiene que poner porque cuanto menos te muevas trabajamos mejor, comenta el Doctor Martín.

 

¿Y tras la operación?

Una vez finalizada la operación, el paciente regresa a España y no mantiene ningún contacto con el cirujano. No hay una información realmente grande de lo que se tiene que hacer. […] Una de las grandes carencias que creo que tienen es que no te hacen un seguimiento, afirma el paciente.  

Este es uno de los motivos por los que el paciente ha acudido a Clínica Menorca, para llevar a cabo un seguimiento y comprobar qué se había hecho. En Clínica Menorca, como comenta el Doctor Martín, se hacen 10-15 consultas al año tras la operación. Allí no es normal que haya un seguimiento. Todas las semanas recibimos 4, 5 o 6 pacientes descontentos. Ellos no tienen un postoperatorio, no saben muchas cosas, no se las han explicado, no saben si es normal, si la evolución es normal.

 

Y después de la experiencia, ¿usted repetiría?

Sinceramente no. Ahora que sé qué es la operación, una cosa seria, no lo repetiría, nos cuenta claramente el paciente al final de la entrevista.

En resumen, y como comenta el Doctor Ángel Martín, las principales diferencias entre realizarse un injerto capilar en España o en Turquía son las siguientes:

  • Estado de las instalaciones: En Turquía, no hay privacidad ni trato personalizado. Las instalaciones suelen ser compartidas y cualquiera entra y sale de la sala de operación.
  • Dolor durante la operación: En España, el trasplante capilar no es doloroso puesto que hay una sedación. En Turquía, sin embargo, no hay un anestesista ni tampoco sedación y la mayoría de los pacientes sienten bastante dolor durante la operación.
  • Valoración previa: Es fundamental comenzar con una historia clínica del paciente y una análisis personalizado de cada caso, ya que es posible que haya pacientes que no sean candidatos a realizarse un injerto capilar. Mientras que esto se realiza siempre en España, en Turquía la única valoración previa que se lleva a cabo es el envío de una foto a la clínica donde se va a realizar la operación. Esto incrementa las opciones de que los resultados, estéticamente, no sean los deseados.
  • Precio: está claro que en Turquía los precios son mucho menores. Pero, como ya hemos dicho, lo barato no siempre es la mejor opción. Nuestra recomendación es siempre ponerse en manos de expertos que garanticen unos resultados profesionales, naturales y estéticos.
  • Resultados: la falta de información antes de la intervención, la valoración previa prácticamente inexistente y la carencia de un postoperatorio hacen que los resultados de los trasplantes capilares en Turquía no sean los esperados y muchos pacientes acudan a clínicas profesionales en España, como Clínica Menorca, para revisar la intervención y realizar el postoperatorio.

En definitiva, aunque realizarse un trasplante de pelo en Turquía es la opción más económica, supone pasar por una experiencia nada recomendable y lo más importante, completamente perjudicial para la salud.

    Clínica Menorca