Aumento del mentón o mentoplastia

Líneas del rostro bien definidas

El aumento de la región mentoniana o mentoplastia, sirve para conseguir un perfil facial adecuado y se suele realizar mediante el deslizamiento de una porción de hueso hacia adelante, o bien, con mayor frecuencia mediante la inserción de una prótesis de silicona u otro material adecuado. Este último método es el más frecuente y el que solemos utilizar.

Para la introducción de la prótesis se realiza una incisión en el surco existente entre el labio inferior y la encía. A partir de ahí se crea una cavidad en la parte baja anterior del mentón que alojará la prótesis de silicona. La cicatriz al quedar dentro de la boca no será visible.

El método de aumento de mentón que utiliza el deslizamiento de un bloque óseo se prefiere habitualmente si la recesión mentoniana es muy importante y se trata además de reducir la dimensión vertical del mentón.

Se trata, en este caso, de una intervención de mayor envergadura en la que se realiza un corte transverso del hueso del mentón, eventualmente escindiendo un fragmento, deslizando luego la porción inferior hacia adelante hasta dar la prominencia deseada.

El bloque se fija firmemente al hueso de la mandíbula inferior para que cure en esa nueva posición.

Líderes en confianza, seguridad e innovación

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y facilitarle el uso de la web mediante el análisis de sus preferencias de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Más información

The cookie settings on this website are set to "allow cookies" to give you the best browsing experience possible. If you continue to use this website without changing your cookie settings or you click "Accept" below then you are consenting to this.

Cerrar